7 Septiembre 2007: TENGO ESTUDIOS, PERO VIVO BAJO UN PUENTE Y ME VEO OBLIGADO A COMER MIERDA

El título lo dice todo. Como la gente que me lee es gente inteligente (si no se cuela de casualité un cani que diga “usharnotahehte, que va disiendo por ahi que nuhotro zomo mala hente”), sabréis a la perfección a lo que me refiero.

Sí, los estudiantes. Los hay que les gusta la juerga a rabiar, a otros les gusta montar la de Dios allá donde pasan, otros son un poco más serios y también los hay gilipollas del todo (como en todos lados). Al fin y al cabo son personas, así que voy al meollo de la cuestión.

Imagina (o piensa, que para eso estudias) que terminas tu carrera con éxito. Eres una persona normal, con una vida por delante, ayudas a la gente con sus problemas y no te cagas en Dios cada vez que algo te sale mal. Todo se plantea de color de rosa: un futuro, una casa, familia…
Pues bien, amiguete/amigueta, vete quitando esos pajaritos de la cabeza. Prepárate para ir perdiendo el pelo que tengas, te salgan arrugas por doquier y te jodan hasta que se harten de ti. El pelo y las arrugas son el estrés. Lo otro, los superiores.

¿Por qué saco este tema a relucir? Es muy simple: como el tema me incumbe, lo comento para que algunas personas que se piensan que es taaan maravilloso empezar a currar se lo piensen (yo entre ellas).

Recuerda, al terminar tu carrera, cuando recibas el título puedes hacer lo que quieras con él. Si eres fumador/a habitual te aconsejo que te lo fumes con lo que te de la gana. Si no, siempre cabe limpiarte el culo con él, porque no sirve de nada. Lo que cuenta es:
– Un cuerpazo (con eso sacas trabajo seguro, aunque no sepas hacer ni la O con un canuto)
– Un papi que busque tropecientos enchufes en tal o cual empresa para que su niñito mimado de los huevos tenga algo con lo que vivir. No nos engañemos, todos sabemos que es un inútil y que la carrera la sacó jugando a las cartas en la cafetería de la Uni (en este caso, si no eres un/a pijit@ de mierda lo llevas crudo)
– Un aguante, paciencia y voluntad de hierro inhumanos, para así asumir fácilmente el “Ya le llamaremos si eso para hablar de su trabajo” o “Lo siento, tenemos la plantilla cubierta”

Si cuentas con eso, prepárate para el éxito. Si no, eres un fracasado. Acabarás bajo un puente, y con suerte en un cuchitril de 3×2 (espacioso, sí señor), comiendo comida del MacMierda y engordando como una foca porque no hay dinero para más (nota: allí te encontrarás al cani que no daba un palo al agua en clase y ahora gana más que tú) y aguantando un NO por respuesta siempre.
Te tocará pagar un huevo de hipoteca (con un poco de buena suerte tus hijos la heredan), llegar a fin de mes será un sueño, tus superiores en el trabajo (si encuentras uno), te tratarán como mierda o te darán por el orto bajo pena de despido.

¿Ese es tu sueño? No te preocupes, estudia como un cabrón, saca tus estudios como nadie y sé el más ermitaño de todos por estar estudiando en vez de preocuparte por mejorar un poco como persona. Tus superiores te lo agradecerán con 15 centímetros (¿tan pocos? pensaba que eran más hombres para tan poco) de carne rellena de sangre en el culo, o bien denigrándote como si fueses un pelele.

La puerta está abierta. Pasen y vean, señores…

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s